Compartir
Suscripción a las renovaciones
Se lo agradecemos su suscripción!
Suscríbase a las renovaciones «Hecho en Rusia», reciba sólo las noticias más importantes sobre la exportación, el business y la cultura rusos!
Grupos en redes sociales y RSS

2020-05-18 08:05

El dispositivo ruso Tianox ayudará en el tratamiento de COVID-19

Inventado por los científicos rusos, el dispositivo llamado Tianox, puede ayudar en el tratamiento de los pacientes con el coronavirus confirmado COVID-19.

Desde 2017, el dispositivo para el tratamiento con monóxido de nitrógeno (inhalación de NO-terapia) ha sido sometido a ensayos preclínicos, clínicos y técnicos. Todas las pruebas demostraron la seguridad del producto y la posibilidad de su uso en instituciones médicas. El propósito de Tianox es ayudar a los pacientes con enfermedades del corazón. El monóxido de nitrógeno tiene un efecto vasodilatador, que reduce la presión pulmonar. Además, el monóxido de nitrógeno ayuda a hacer frente a la trombosis pulmonar de los pequeños vasos. Este último es uno de los posibles procesos que ocurren en el cuerpo de un paciente con coronavirus. Es decir, potencialmente el dispositivo encontrará su aplicación en el tratamiento de la infección.

La principal característica del dispositivo es la síntesis de monóxido de nitrógeno del aire circundante en una descarga de gas y lo suministra en las cantidades adecuadas directamente a los pulmones del paciente. Según los científicos, ahora las empresas utilizan cilindros con óxido de nitrógeno (NO) y ninguno de ellos no lo genera por sí mismo. El coste de estos dispositivos comienza a partir de 3 millones de rublos sin incluir los costes adicionales de los consumibles. Para muchas clínicas este es un costo inasequible, pero en el caso del Tianox sólo basta con la electricidad, cuyo consumo no supera los 100 vatios. Por otro lado, donde la terapia de NO es ampliamente utilizada, por ejemplo, en los EE.UU. y Alemania, el NO se produce por reacciones químicas en instalaciones especiales. Sin embargo, la vida útil del monóxido de nitrógeno es corta, en promedio dos meses. Después de su caducidad, el NO se transforma en un gas venenoso, el dióxido de nitrógeno.

Los científicos dicen que aún está por descubrir en la práctica la utilidad del dispositivo para el tratamiento de pacientes con el coronovirus COVID-19, hasta ahora recibió un pedido de Rosatom para fabricar 50 dispositivos para finales de junio de este año.

Como referencia: Rosatom es un holding estatal ruso que reúne empresas de la industria nuclear.

Fabricado en Rusia // Hecho en Rusia

Autor: Daniel Zagidullin

Compartir
No es posible dejar comentarios ya que ha pasado el plazo límite de 5 días después de la publicación.

Otros materiales