Compartir
Suscripción a las renovaciones
Se lo agradecemos su suscripción!
Suscríbase a las renovaciones «Hecho en Rusia», reciba sólo las noticias más importantes sobre la exportación, el business y la cultura rusos!
Grupos en redes sociales y RSS

19 de Febrero del 2016

Andrey Razbrodin: con el enfoque correcto se podría ocupar eficazmente el mercado

La devaluación del rublo y la disminución de la cantidad de productos importados ofrecen a los productores rusos la oportunidad de llenar el nicho en el mercado ruso y ampliar su presencia en el exterior. En una entrevista al portal Hecho en Rusia, el presidente de la Unión Rusa de Empresarios de la Industria Ligera y la Industria Textil (Souzlegprom), Andrey Razbrodin, habló sobre cómo no dejar pasar esta oportunidad y qué medidas de apoyo a la industria ligera se introducirán.

- Andrey, ¿cuál es el efecto de la situación económica actual del país en la industria ligera?

Digamos que es ambiguo. Es verdad que actualmente existen todas las señales de una crisis, pero la situación cambia constantemente, tanto para mal como para bien. Es importante que el gobierno reaccione ante esta situación a través de diferentes medidas. Así se podrá resolver los problemas que se presentan. Por ejemplo, la disminución de la demanda o la falta de crédito.

Por supuesto, como resultado de la devaluación del rublo nuestros productos son más interesantes para los compradores extranjeros, ya que los precios se vuelven más competitivos en el mercado mundial.

Debido a la no rentabilidad, las importaciones han disminuido significativamente, aproximadamente un 45%, de acuerdo con nuestras estimaciones. Sin embargo, la demanda en general de productos de la industria ligera se redujo de un 25 a 30%. El resultante 15% puede ser llenado por nuestros negocios. Pero nadie está aprovechando las nuevas oportunidades.

- ¿Por qué existe tal situación?

La razón es la falta de acceso al crédito. Hoy en día la política de los bancos tiene como objetivo reducir las carteras de crédito.

Aunque una firma tenga, digamos, 40% más pedidos que el año pasado, no puede llevarlos a cabo, ya que tiene que comprar materias primas. Dado que todos los que trabajan seriamente en el mercado, pagan con retraso, es casi imposible continuar sin crédito.

Con el enfoque correcto se podría ocupar eficazmente el mercado, pero la falta de acceso al crédito limita considerablemente el desarrollo.

- ¿Ha habido intentos de resolver este problema?

El Ministerio de Industria y Comercio desarrolló con nuestra participación un programa de apoyo a la industria ligera para el 2016 que incluye medidas para compensar al menos parcialmente el impacto de la crisis en la industria.

Por ejemplo, se propuso utilizar la experiencia de apoyo a la agricultura, con la que se lograron resultados significativos. Nuestra industria, así como la agricultura, se adapta mejor que otras y es menos susceptible a fuerzas mayores, por lo que creemos que las medidas de apoyo propuestas deben dar buenos resultados. Pero por ahora el documento no ha sido aprobado definitivamente, el tema está en discusión.

- ¿Qué tipo de medidas de apoyo se han sugerido?

Se han propuesto subvenciones, medidas reguladoras y préstamos en condiciones favorables. Entre las medidas propuestas está elegir Rosselkhozbank como banco autorizado para prestar a los productores de la industria ligera, lo que implicaría la ampliación de su capital por una cierta cantidad con el fin de aumentar la cantidad de capital de reserva. Por lo tanto, vamos a crear un instrumento de préstamo a nuestros negocios.

Además, existe la propuesta de utilizar Rosselhozlizing, de hacerlo trabajar con nuestra industria.

- ¿Para cuándo se espera el lanzamiento de este programa?

En la instrucción del gobierno está escrito que se debe encontrar una solución en febrero.

- ¿Sí alcanzarán a tiempo?

No es a mí a quien hay que preguntárselo. Sólo podemos esperar y guardar las esperanzas.

Si se toma una decisión, así no sea en febrero, sino en marzo, los resultados se verán solo hasta el próximo 2017. Incluso si es aceptada, habrá que elaborar los documentos correspondientes y todas las directrices, y eso también tomará tiempo.

Idealmente, el programa para el 2016 tendría que haber sido aprobado en noviembre, o en diciembre de 2015 en el peor de los casos, para que empezara a funcionar desde el comienzo del año.

- ¿Cómo se lucha con el problema de la dependencia de los productos básicos que se ha convertido en un problema grave después del colapso de la URSS?

La solución es muy sencilla: si Usted necesita materias primas, va y las compra. Sin embargo, a nivel estatal, por desgracia, nadie se ocupa del problema de la dependencia a materias primas extranjeras. Salvarse del ahogamiento depende sólo de aquél que se está ahogando. Se han tomado varias decisiones pero todavía no se han aplicado, y crear una industria para la producción de materias primas no es posible sin el apoyo del Estado.

Fuera de Rusia, ¿cuáles son los principales mercados que deberían conocer nuestros productores? ¿Han cambiado como resultado de la crisis?

El principal mercado para la exportación son los países de la CEI. Sin embargo, las relaciones de nuestras empresas con algunos países de la antigua Unión Soviética no son, por así decirlo, ideales. Por supuesto que no hay leyes que prohíban los productos rusos directamente, pero se crean varios obstáculos al nivel administrativo con el fin de impedir la entrada de nuestros productores al mercado.

Ya que estamos construyendo un espacio económico eurasiático común, estoy seguro de que todos estos problemas pueden ser resueltos a través de negociaciones y concesiones. Buenas relaciones estables entre los países de la CEI permitirán resolver el problema de las materias primas, desarrollarán la cooperación en materia de búsqueda de nuevos mercados para productos terminados, y ayudarán a la optimización del personal y a la construcción de cadenas de suministro.

Antón Mijáilov

Compartir
No es posible dejar comentarios ya que ha pasado el plazo límite de 5 días después de la publicación.

Otros materiales